4.9 / 5.0

Murales de papel pintado a medida

Entrega rápida GRATIS*

Otro - El blog de Wallsauce

TodosTendencias interioresCómoCasas RealesConsejos de expertosEntrevistasOtro
TwitterPinterestInstagramHouzzFacebookYouTube
above view of woman's arms typing on a laptop and writing in a notepad

05/01/2021   PUBLICADO POR

10 de los PEORES consejos para trabajar desde casa

El trabajo desde casa, un concepto todavía bastante nuevo, se ha convertido en una realidad en los últimos años. Tanto es así que los que trabajaban hace 50 años probablemente se habrían quedado alucinados con la idea de que tantos de nosotros abordáramos nuestros trabajos desde la comodidad de nuestro hogar. Pero debido al auge de la tecnología y desde la agitación del COVID-19, la mayoría de la población trabajadora del mundo ha instalado una oficina en sus humildes moradas.

A pesar de que los desplazamientos son MUCHO más fáciles, trabajar desde casa también tiene sus problemas. Cómo organizar la jornada, dónde instalar la oficina o simplemente evitar la tentación de picar algo de la nevera cada 15 minutos son algunos de los problemas a los que nos enfrentamos. Así que, si quieres consejos sobre lo que NO debes hacer, lee los 10 peores consejos para trabajar desde casa que debes evitar.

1) Levantarse tarde

girl with black hair and glasses looking at phone in bed with a shocked look

En primer lugar, levantarse tarde es el peor consejo para trabajar desde casa. Aparentemente, abordar la lista de tareas pendientes en cuanto te levantas te permite empezar con la tarea, lo que te da más tiempo para dedicarle durante el día. Si te levantas tarde, dejas que la somnolencia de la mañana se apodere de ti en lugar de ponerte a trabajar.

Además, madrugar significa empezar a trabajar antes y terminar antes (si tu trabajo lo permite). Así tendrás más tiempo por la tarde para salir a correr o realizar esas tareas domésticas que llevas días posponiendo.

2) Cambia tu rutina cada día

person planning their day in notepad

Estrechamente relacionado con el hecho de levantarse tarde, la idea de empezar y terminar el trabajo o tomar descansos a una hora diferente cada día es una muy mala idea. Si te aseguras de que tu rutina es la misma todos los días, conseguirás un feliz equilibrio entre la vida laboral y la personal. Aunque trabajes desde casa, intenta seguir tus pautas normales de trabajo y sueño. ¿Por qué no incorporas tu tiempo de viaje al trabajo dando un paseo o leyendo?

Y, una vez que el trabajo ha terminado, ¡asegúrate de que ha terminado! Recoge tus cosas de trabajo o cierra la puerta de la oficina. Vuelve sólo cuando comience tu nueva jornada laboral. Si se te da fatal fijarte tareas, ponte un horario adecuado para seguir a lo largo del día. Lleva una agenda o un calendario para poder prever tus futuros plazos.

3) No tiene un espacio de trabajo dedicado

woman working on laptop in bed with dog sat next to her

Sentarse en el sofá o tumbarse en la cama puede parecer una buena idea en ese momento (especialmente si estás teniendo uno de esos días), sin embargo, es una zona realmente prohibida si quieres trabajar de forma productiva. En su lugar, asegúrate de tener una zona dedicada a trabajar. Si no tienes una oficina en casa, simplemente trabaja en una mesa, por ejemplo en el comedor. Esto te permitirá concentrarte en tus prioridades de trabajo.

Procura que no haya distracciones tentadoras en tu espacio de trabajo, como la televisión o la nevera (las cocinas no son los mejores lugares para trabajar). Asegúrate de tener todo lo que necesitas en ese único lugar: cargadores, un bloc de notas, bolígrafos, una bebida, etc. Y no te olvides de ponerte cómodo. Ten una manta o cojines adicionales para cuando tengas frío o necesites un acolchado extra en la silla. Incluso puedes utilizar una vieja caja de cartón para apoyar los pies.

4) Trabajar en una sala que no te motiva

green forest wall mural in home office with wooden desk and stools

Mural en la foto: Bosque Encantado

Este es sin duda uno de los peores consejos para trabajar desde casa. Instalar tu oficina en el desordenado dormitorio de atrás, que es esencialmente la "zona de descarga", no es una buena idea. Por el contrario, ¿por qué no crear una oficina en casa motivadora que sea elegante y agradable? Incluso si has instalado tu oficina en el comedor, hay varias maneras de crear un espacio de trabajo inspirador.

En primer lugar, organízate. Elige un sistema de almacenaje de buen gusto que se integre sutilmente en la decoración de la habitación, pero que sea tu salvación a la hora de guardar esos documentos de trabajo tan importantes, ¡sí, esos que siempre pierdes! La elección de un escritorio con cajones, una práctica estantería o unos finos armarios son excelentes formas de incorporar más espacio de almacenamiento a una habitación. El almacenamiento práctico no sólo mejorará la organización, sino que dará a tu zona de trabajo un aspecto minimalista que te ayudará a mantener la mente despejada.

black wallpaper with pink writing that says 'think positive thoughts' in home office with wooden desk and grey chair

Mural en la foto: Piensa en positivo

En segundo lugar, tener una decoración motivadora. Todos podemos sentirnos desanimados a veces cuando trabajamos, así que es crucial que nos rodeemos de elementos motivadores. Crea un tablero de inspiración con citas, fotos de lugares a los que te gustaría ir o simplemente fotos de tus seres queridos. Colócalo en una pared que veas a lo largo de la jornada laboral. O bien, ¿por qué no instalar un mural de pared de inspiración para la oficina en casa? Un refrescante papel pintado de bosque calmará tus nervios cuando los tiempos se pongan difíciles o un mural de citas positivas te recordará por qué trabajas tanto.

5) Entrar en las redes sociales todo el tiempo

blond woman wearing a white shirt on her laptop not looking at her phone

No podemos insistir en que esto es una mala idea. Cuando estás en casa, nadie puede vigilarte y a veces puedes tener la tentación de desplazarte sin parar por las redes sociales. Esto no sólo es terrible para tu productividad en el trabajo, sino que es una gran pérdida de tiempo. Si quieres navegar por la web, guárdalo para las horas de descanso. Después de todo, cuando trabajas en casa, puedes empezar a sentirte aislado. Así que asegúrate de estar conectado cuando no estés trabajando.

Para dejar de perder el tiempo en las redes sociales cuando deberías estar trabajando, esconde tu teléfono. Ponlo a todo volumen por si te llama el jefe, pero guárdalo en otra habitación. O aléjalo de tu escritorio o simplemente quítalo de tu mano. En segundo lugar, haz que sea más difícil desplazarte por la web en tu aparato de trabajo. Elimina las redes sociales de los accesos directos de tu navegador y mantén a raya esas tentaciones...

6) Planificar y abordar las tareas más difíciles cuando no se está inspirado

Above View of Working from Desk

Por supuesto, éste es uno de los peores consejos para trabajar desde casa. En lugar de abordar las tareas cuando estás desmotivado, disfruta de la flexibilidad de trabajar desde casa. Planifica tu día para que se adapte a ti. Si eres madrugador, aborda esas tareas difíciles por la mañana o, si te levantas a media tarde, hazlas entonces. Así pasarás menos tiempo procrastinando y conseguirás terminar el trabajo.

7) No te molestes en conciliar la vida laboral con la personal

woman with yellow shirt putting away her laptop when the working day is over

Sí, este consejo es ridículo. Todos necesitamos descansar de nuestra vida laboral y, al trabajar desde casa, es aún más difícil separar ambas cosas. Por eso es fundamental cerrar la puerta de la oficina o guardar las cosas del trabajo en cuanto termine la jornada laboral.

Si utilizas el mismo portátil para el trabajo que para el uso personal, configura tu navegador de Internet, como Google Chrome, de manera que tengas varias cuentas con diferentes barras de herramientas en la parte superior. Así puedes tener una barra de herramientas para casa y otra para el trabajo. No querrás que te recuerden esa importante tarea del sábado por la noche cuando estés comprando en Internet.

8) ¡No te tomes ningún descanso!

man with grey hair sat at table drinking coffee and eating a sandwich

Si no hiciéramos nunca pausas en el trabajo, creo que es justo decir que no duraríamos mucho. Y uno de los mayores problemas cuando se trabaja desde casa es que muchos de nosotros pensamos que tenemos que estar disponibles todo el tiempo: en absoluto. Si sigues una rutina de trabajo estricta y cumples con tus tareas diarias, no necesitas conectarte a las 9 de la noche cuando deberías estar en el sofá viendo tu programa favorito. Y si eres una de esas personas que envían mensajes de texto sobre el trabajo en el chat del grupo de trabajo por las tardes o los fines de semana, ¡deja de hacerlo! Mientras no se trate de información crucial que necesiten saber antes del lunes, no es saludable ni para ti ni para tus compañeros.

Por eso, nuestro consejo para trabajar desde casa es que te asegures de hacer descansos a lo largo del día. Si tienes tiempo en la pausa para cenar, ¿por qué no dar un paseo o tumbarte o escuchar una de tus listas de reproducción favoritas? ¿Por qué no te preparas un café o dedicas entre 5 y 10 minutos cada hora a concentrarte en otra cosa? Esto te refrescará y mejorará tu productividad. Incluso puedes ver cuántos saltos de estrella puedes hacer en 5 minutos. Reto aceptado...

9) No tener límites

mother trying to work on laptop sat on couch with daughter jumping on it next to her

No tener límites es peligroso en tu vida personal, así que ¿por qué no te los vas a poner en tu tiempo de trabajo? Además de crear un horario diario, tomar descansos y eliminar las redes sociales, establecer límites con los miembros de tu familia durante el tiempo de trabajo no solo es bueno para tu productividad sino para tu salud mental.

Si eres padre o madre, es posible que tu horario de trabajo tenga que ser diferente para que puedas trabajar en función de la vida familiar. Si su hijo es lo suficientemente mayor, explíquele cuándo necesita estar solo para hacer su trabajo. En algunos casos, puedes incluso mostrarles tu horario para que lo entiendan mejor. O puede que tu mascota se haya acostumbrado a que estés más en casa, así que procura que entienda cuándo tiene que quedarse sola y tú tienes que trabajar. A pesar de que nos gustaría pasar todo el tiempo con nuestros hijos o amigos peludos, establecer un horario estricto para ti significa que harás más trabajo y, como resultado, pasarás tiempo con tus seres queridos sin sentirte estresado por el trabajo.

10) Golpearse a sí mismo

woman with blond hair and red t shirt sat at desk stressed

Algunos de vosotros podéis estar decepcionados con vosotros mismos porque sentís que no estáis trabajando tan bien como cuando ibais a la oficina. Mientras hayas seguido los buenos consejos anteriores, ¡no hay nada más que puedas hacer! Una vez terminada tu jornada laboral, descansa. ¡Te lo mereces!

¿Te han gustado nuestros peores consejos para trabajar desde casa? Deja un comentario a continuación para contarnos cómo has dominado el trabajo desde casa.

Compartir esta publicacion

Deja una respuesta

   Inscríbeme para recibir inspiración en mi buzón. Ver nuestro Política de Privacidad

¡Recibe noticias!

Manténgase a la vanguardia con las últimas tendencias e inspiración directamente en su bandeja de entrada.

Últimas redes sociales

Instagram

Select Your Currency

Australia $Nueva Zelanda $Canadá $Noruega KrDinamarca KrPortugal €Europa €España €Finlandia €Suecia KrFrancia €Emiratos Árabes Unidos $Alemania €Reino Unido £Italia €Estados Unidos $Países Bajos €